sábado, junio 13, 2009

CARDO A LA NAVARRA

*Aunque parezcan gigantescos apios, los cardos son parientes de las alcachofas. Como alimento tuvo un enorme prestigio en la antigua roma, donde se la consideraba una hortaliza de gran calidad, y aunque sigue teniendo un buen cartel, la dificultad de su limpieza y lo complicado de su preparación retrae un poco su consumo.


En la compra, evita los cardos excesivamente grandes y elige las piezas blancas y tersas, sin manchas, golpes o cortes. Conviene prepararlos con rapidez para evitar pérdidas de nutrientes aunque, si lo prefieres, puedes congelarlos. El cardo es una hortaliza de consistencia dura y fibrosa que necesita una preparación minuciosa y un tiempo de cocción prolongado. Aunque durante su cultivo es tratado especialmente para que pierda gran parte de su característico sabor amargo, suele ser duro y difícil de preparar. Muchas personas, no obstante, la consideran como una de las verduras más sabrosas y delicadas de cuantas ofrece la huerta española. Para cocinar, hay que elegir las pencas interiores –más blancas y tiernas – eliminar las púas y hebras, frotar con limón para evitar que se ennegrezcan y cortarlas en formas regulares. La cocción se realiza en un caldo especial hecho con agua, sal, harina, zumo de limón y grasa, y dura alrededor de dos horas. Recuerda que puedes comprar el cardo en conserva. Únicamente necesita que lo calientes y acompañes de una salsa. Es excelente y te ahorra una gran cantidad de tiempo. Una vez cocido y escurrido, puedes servirlo de distintas maneras: con mantequilla y limón, con salsa de almendras, erogado con aceite y ajo picado, con bechamel, en salsa blanca, gratinado, rebozado o frito.


Ingredientes:

un manojo de cardo
una loncha de un poco gruesa de jamón o panceta
dos dientes de ajo
harina,vino blanco, una pizca de pimentón

Como lo hacemos:

Limpiamos el cardo quitando las hebras, cortamos en trozos de cinco o seis ctms.

En la olla rápida lo ponemos con agua y sal, de un litro reservamos un vaso y medio, cuando comienza a salir vapor, diez minutos, escurrimos reservando el caldo.

En una cazuela plana, ponemos el ajo y el jamón picados,
rehogamos un poco, añadimos una pizca de pimentón, y una cucharada colmada de harina, removemos, le ponemos el vino, agregamos el cardo, y le echamos el caldo, dejando que reduzca y ligue bien la salsa.
Ojalá que os guste.



1 comentario:

karrlamkass dijo...

Hola guapa, me llamo carlos y soy de murcia, tenemos ahora la cosecha de cardos a tope y quería preparar algunos como en Tudela que recuerdo que estaban riquísimos, por cierto como haces para que no te salgan amargos.
Me ha encantado encontrar este blog en la web, te seguiré para ver que tal cocinas, un saludico.